lunes, 22 de abril de 2019

De alguna manera

Está la luna completa,
la noche ya se ha cerrado,
los campos están dormidos
en su mayúsculo encanto.

Pero la veleta gira.
El viento no da descanso.

Quién mantendrá apuntalada
tu sombra de platería.
Qué camino te acompaña
y te goza cada día.

Las noches me pertenecen,
me caen todas encima
como si hubiera elegido
tenerlas por enemigas.

Le doy mi sol a tus campos.
Con mi soledad fruncida
no espero nuevos naranjos
ni primavera florida.

Sólo renazco intentando
no me duela tu latido,
al adobe de mis muslos
lo derrumba tu quejido.



sábado, 20 de abril de 2019

Pasión

Ámame, dijiste, entrégate como leña al fuego.
Déjate arder. Bailemos en flamas rojas,
respiremos azules destellos
y en amarillas pinceladas deslízate
como hace el sol sobre la cima de las olas.
Y te amé con la pasión del primer beso.
Rompimos las estrellas del firmamento,
cayeron lunas sobre nuestros dedos,
giraron planetas nuevos sobre un laico universo.
Fuimos aroma, piel y tacto para un braille de versos
leídos en el pergamino de nuestros cuerpos.
El amor se hizo forma, se edificó en pasión.
Pasión de dos cuerpos yacentes
entre sábanas de algodón.


jueves, 18 de abril de 2019

Sirena mediterránea. Poema de Ayax.


Sirena Mediterránea

Poemas lanzo cual redes,
bajo las tardes oceánicas,
buscando atrapar en ellos
el delfín azul de tu alma.

Tú espíritu, mar adentro,
con gracia de niña, salta,
mientras llenas de suspiros,
mis sueños...en lontananza.

El véspero desde el cielo
hunde su rostro en el agua,
para mirarte de cerca...
Sirena Mediterránea.

A veces una sonrisa
de los labios se te escapa,
y la brisa marinera
la conduce a mi mirada.

De azul marino, la tarde,
con astros en alborada,
despacio ya se matiza,
en tanto, desde la playa,

lanzando sigo mis versos
con la anhelante esperanza,
de alguna tarde, atrapar...
el pez celeste de tu alma.

martes, 2 de abril de 2019

Líbrame del amor

Se me clava la tristeza
como una espuela oxidada,
daña; duele; amarga; escuece,
me enferma la piel y el alma.
Cómo cierro yo esa herida,
quién me quita esa navaja,
el crujido de mi carne,
el dolor que no se acaba.
Quítame, madre, el tormento,
nímbame con tu agua clara,
hazme de nuevo en tu vientre
como flor resucitada
y apártame del cariño,
del sentido de nostalgia,
de todas las trampas dulces
que engañan y te desarman.
Del recuerdo que no cesa
de dar portazos al alba,
de tocar la libertad
con las dos manos atadas.

Líbrame del amor.


María José Q.P.

De muertes naturales. Poema de Lyliam.

A mi que me disparen un rock and roll al pecho.
Un culatazo al alma mientras suena un bolero
que solo tengo miedo a estar viva y sin sueños.
No me pidas permiso
si vas a usar como arma tu mirada
que debemos morirnos cuerpo a cuerpo
gatillando palabras en la almohada.
Diciéndonos lo mucho que nos hemos querido.
Que hay que morir amando o hay que morir bailando.
De lo más natural, como es debido.

Más allá de ti. Poema de Carmen García.

Más allá de ti no hay vida,
la tierra frena su caminar hambriento
dejando de estar suspendida en ninguna parte…
no hay luceros.

Más allá de ti la nada existe y se hace inmensa,
tan oscura como mi mirada cuando no te veo….
tan triste como mi voz cuando no te habla…
apagada como aura sin un credo.

Porque más allá de ti nada soy y nada tengo;
frio congelado es mi aliento
que no escucha calor ajeno sino es el tuyo.

Mi vida tú y por ti muero…
porque la tierra no se mueve,
ni suspira, ni respira…

Porque mi cuerpo no se estremece
cuando no me acarician los dedos de tu aliento…

Fénix. Soneto de Quinsonnas.


Idéntico a ese fénix de alas yermas
renace mi interior de sus cenizas
sanando a mis heridas más enfermas
con todas las virtudes que enfatizas.

Repuestas de sus males y sus mermas

mis alas otra vez son primerizas
curadas con vapores de unas termas
repletas del amor que exteriorizas.

Comienzo nuevamente un primer vuelo

feliz al descorrer el sutil velo
de todo lo anterior que fue antes tuyo.

Desciendo de los cóndores y albatros

y ardiendo mi linaje en sus teatros
contigo este otro nido reconstruyo.

Este seguir sin ganas. -Poema de Segis-

Este seguir sin ganas, distraído,
como quien pierde en tiempo, gota a gota,
su atlántica existencia y sin sentido,
a la deriva, cuando menos flota;
hace larga la hechura del vestido,
con que evitar la lluvia el alma rota,
cuajo de plumas muertas de Cupido
que o no calientan ya, o no se nota.

Las ciento veces que abrazó la idea
de conspirar el beso en fantasía
a cambio de no hallar junto a su aldea
escombros, otra vez, y boca fría;
fueron la causa innoble, por lo fea
y sola, de olvidar dónde vivía;
si el sol destruye lo que el sueño crea,
la noche, luego, sobreviene al día.

¡Pero… es tan largo el trecho en ciertos casos,
cuando las canas llegan desde el cielo
cansadas de volar sobre fracasos!
Se toma por costumbre hacer del vuelo
un cómodo caer tras de sus pasos;
y tanto llega a ser de poco el celo,
y tanto, cada vez, sus pies, más lasos,
que andar y no, es lo mismo, y cielo y suelo.

Hoy que la lluvia araña la osamenta
con sus puñales fríos, y el sonido
de la memoria gime lo que inventa
desde el momento en que perdió su nido;
es lógico entender que pase lenta
la tarde de quien tiene por cumplido
un paso, un beso, un vuelo, una tormenta
y este seguir sin ganas, distraído.

viernes, 29 de marzo de 2019

De mi amiga Elda para Monosílabo

Hablando sinceramente con la poesía



Eres bella expresión de cadencia,
manifestación de la belleza,
historia y arte.
Eres imaginación y sentimiento,
fantasías de libres vuelos
que tus hijos los poetas modelan
con sutileza y adoración. 

Yo, nunca te quise, 
no me gustabas,
en mi corazón solo existían
los sueños y realidades habladas,
hasta que una noche de puro invierno
cuando las campanas celebraban
en todos los lugares del universo,
se durmió para siempre el amor.
La frialdad hizo escarcha en mi jardín
y mi flor murió sin voz.
Un amargo silencio
se hizo en las agujas del reloj,
las lágrimas oxidaron sus movimientos,
y sin compás los pasos siguieron, 
hasta que la calidez de lo inmenso,
disipó las sombras y surgió el impulso
de las horas.

Las evocaciones rodearon mis aristas,
y tú, me adoptaste con amor
esperando el mío… 
pero hasta el momento,
solo he podido ofrecerte mi aprecio…
... POESÍA, 

fuente de agua
donde muchos calman su sed.

De mi amigo Jero para Monosílabo.

¡VIVA MONOSÍLABO!

Versamos con tesón porque vivimos
Inmersos en un mundo paralelo,
Versamos sobre tierra, mar y cielo,
Amamos con pasión cuanto escribimos.

Monitos que inventamos y medimos
Octavas y espinelas con desvelo,
Noveles trovadores de alto vuelo,
Osados al cantar lo que sentimos

Sedientos, perseguimos la belleza.
Integrando verdad y fantasía,
Logramos dar al sitio más grandeza.

Amamos la amistad, la poesía...
Brindamos por la vida con nobleza,
Origen de la paz y la armonía.

De mi amiga Lyli para Monosílabo

Bienvenidos los sobrevivientes, incorregibles, inadaptables e inconformables.
Aventureros, los que calman tempestades con la palabras 
y los agitadores que denuncian barbaries 
ondeando una bandera blanca.
Los que cantan aunque no tengan un pájaro en la garganta,
los que escriben con faltas de ortografía, los que gritan, los grises,
los que son de colores.
Aquellos que se enamoran de una sonrisa, los que viven muy lento,
los que corren de prisa,
los que inventan el día cada mañana.
Bienvenidos los tristes y los nostálgicos.
los que todo lo olvidan y los felices,
los lobos esteparios y los llenos de amigos.
Audaces, temerarios ¡Cargas de adrenalina!
Y aplastantes de almohadas con marcas en el culo,
los "mejor disimulo", los que miran de frente,
recelosos, graciosos, los grandes estudiosos y los que no comprenden.
Bienvenidos los asexuados y los que aman el sexo,
los tiernos y los duros,
jóvenes, maduros y los viejos.
Los que son fiel reflejo de la cordura y ¡Claro que los locos!
Los que regalan toneladas de ternura,
flacos gordos, de dentro de un ropero
o de puertas abiertas, desafiantes, sinceros.
Bienvenidos ateos, buenos cristianos,
putas o santas que gozan con su trabajo
amantes del relajo y la algarabía, silenciosos, poetas...
Porque de ellos es el maravilloso sitio, "Monosílabo"

viernes, 22 de marzo de 2019

miércoles, 27 de febrero de 2019

Anas

Hermosa dedicatoria de mi amigo y gran poeta Gerardo Campani.
Un millón de gracias.

ANAS
(a M.Q.)


Tantos poemas, tantos, tan diversos
de todos los poetas que acertaron 
tocar mi alma y luego se quedaron
también entre mis versos.

El viejo madrigal de De Cetina,
de mis amores representativo;
el nocturno de Silva, amor prohibido
a un paso de mi esquina.

El soneto a Jesús crucificado,
que es el amor a Dios tal cual lo siento
y el amor cómplice del pensamiento
de un Borges inspirado.

¿Por qué las elegías y las odas
y todos esos cánticos inútiles
siguen poblando mis recuerdos fútiles
si las detesto a todas?

Quizá debiera huir de tanta cáscara
y concentrarme en el carozo mismo
de mi alma, y buscar el paroxismo
oculto tras la máscara.

Ah, la mujer incógnita se oculta
detrás de tantas cosas cotidianas:
la Virgen del rosario y tantas Anas
que ya son turbamulta.

Sólo un poema de un amor cualquiera
me distrae del miedo de la muerte.
Tal vez un día yo también acierte
y escriba mi quimera.

26-02-2019


domingo, 17 de febrero de 2019

Filo & Filo

Tú ven conmigo, pelea
peléame tanto en la sombra
como en los hilos del día.
Descorcha mis vanidades,
mis miedos y mis locuras.
Yo entenderé tus verdades,
comprenderás tú las mías.
Retoza en mis ilusiones.
Vuélcame como un cántaro,
derrama mis aguas claras
y mi turbio antagonismo.
Llega al istmo de mi mente
y al abismo de mi espalda.
Y sigue,
peléame con tus uñas.
Saca el filo de tu rabia.
Cuéntame como te mueres
y naces cada mañana.
Yo también te contaré
mis muertes resucitadas.
Tengo un lugar para ti,
mi sombra no es alargada
es ancha como una noche
resuelta en estrellas blandas.
Después, nos pagaremos,
mutuamente,
por habernos desprendido
de tanto colmillo y filo.
Elijo yo la manera:
fundidos en la guirnalda
de los amorosos brazos
que nos crecen en la calma.



sábado, 19 de enero de 2019

Ergo

Puedo cambiar el paso, elegir camino.
Puedo ser mi contraria y no lo sabrías.
 Tierna en el  beso, férrea en la caricia,
 ser curativa o infecciosa en la herida.
Puedo serlo todo mientras yo quisiera
y elijo no ser todo lo que pudiera;
ergo tú eres en mí como un cuerpo extraño
que ahonda en mi ser sin que haya rechazo.


miércoles, 16 de enero de 2019

Sabemos

Resultado de imagen de imagenes sensuales de espaldas en blanco y negro

Lo sé.
Sé que soy la espora latente y silenciosa
que aflora en tu pecho caliente,
que te corro por las venas lentamente
y llegada al corazón soy bulliciosa.
Lo sabes.
Tú me sabes abocada al fracaso
si en algún momento me niegas
el opiáceo lugar de tus brazos
en donde cuerpo y alma se enhebran.


Ya sabemos los dos de qué va
la innegabilidad de negarnos,
y el sinquerer de querernos.




viernes, 11 de enero de 2019

Sin miedo

Te acercas a mí, temeroso e inquieto,
como quien se sabe a punto del pecado
y degusta el sabor de esa delicia
sabiendo que ante todo habrá triunfado.
No discutiré contigo las caricias.
Los besos tendrás que provocarlos
y entonces, seré yo, y a quemarropa,
 quién te devolverá gustosamente
todo el placer de darte por ganado.


martes, 25 de diciembre de 2018

Feliz Navidad



Feliz Navidad
🙌

 ¿Dónde vas carpintero?

 –¿Dónde vas carpintero
 con la nevada?
 –Voy al monte por leña
 para dos tablas.
 –¿Dónde vas carpintero
 con esta helada?
 –Voy al monte por leña,
 mi Padre aguarda.
. –¿Dónde vas con tu amor
 Niño del Alba?
 –Voy a salvar a todos
 los que no me aman.
 –¿Dónde vas carpintero
 tan de mañana?
 –Yo me marcho a la guerra
 para pararla.

Gloria Fuertes.


Hablan los pastores (Villancico)

 ¡Ya está bien!
 ¡Ya está bien,
 que se nos va a helar!
 ¡Tanto adorar al chaval
 y nadie tiene cojones
 de darle sus pantalones,
 sus sayas
 o su morral!
 ¡Tanta mirra
 y tanto incienso,
 y el desnudito entre el pienso!
 Pienso...
 Pienso que nadie le quiere:
 su tiritera me hiere
 en esta noche tan puta.
 ¡Muchachos, traed viruta,
 que vamos a hacer una hoguera,
 antes de que se nos muera
 de frío la salvación!

Gloria Fuertes

sábado, 6 de octubre de 2018

A mi abuela, siempre ella.

Volvería a ti una y mil veces
a tu cintura de madre-abuela
a tus manos tan sensibles en la entrega
como fuertes cuando el tiempo lo reclama.
Tu perfume balancea mis recuerdos,
 te aspiro en cada día
y en cada nuevo movimiento.
El espacio está carente de ti,
la casa lo nota, tus flores lo notan
lo advierte la ropa que envuelve tu cama
y el espejo que admira tu planta.
Cuántas palabras buscadas
para el auto-consuelo
pero lo cierto es que la vida
no tiene en cuenta lo que quiero.
Seguir adelante, esa es tu ley
y el triunfo que de ti heredo.

miércoles, 29 de agosto de 2018

Todo el pasado -Poema de Gloria Fuertes-

Todo el pasado se quiere apoderar de mí
y yo me quiero apoderar del futuro,
me dislocan la cabeza para que mire atrás
y yo quiero mirar adelante.

No me asustan la soledad y el silencio,
son los lugares preferidos de Dios
para manifestarse.

Mi eterna gratitud a los que me quieren,
siempre les recordaré a la hora del sol.

No puedo detenerme,
perdonad, tengo prisa,
soy un río de fuerza, si me detengo
moriré ahogada en mi propio remanso.

miércoles, 22 de agosto de 2018

Volviendo de ti

No me verás andar tras tus pisadas
ni beber de los vientos que respiras,
desfigurar la realidad es una trampa
que no puedo admitir por buena amiga.
Te he querido sin paz y sin medida,
amar no admite ser de otra manera
porque es flecha y porque es arco
fuerza y mano que lo tensa.
He cruzado contigo las fronteras
que yo misma me taché de infranqueables
levantando con mi mano las barreras
y adentrándome en tus puntos cardinales.
He vivido y disfrutado de tu esencia.
Ahora vuelvo a mi yo, siempre me acoge,
me da asilo, no me ofrece resistencia,
solo observa sin compasión ni reproche
 y me da el tiempo que falta
para que del corazón todo se borre.


jueves, 2 de agosto de 2018

El último trago


No miento si digo que volvería de nuevo
al verso criminal que tu tristeza exhala
abanderando noches, volcando estrellas,
cerrando luceros, moviendo el mar.
Frente a tu causa se inmolan mis miedos
y no me refreno en morir por salvar.
Tiro de la Luna, quiero verla baja
para que te alumbre piel y corazón
pero tú, guerrero, vistes la coraza
que repele el celo y alzas tu blasón.
Mírame sincero, háblame suave,
clávame tus besos hasta el corazón
aunque luego y sola y de amor me desangre.

No temas ser causa, es mi petición.

viernes, 20 de julio de 2018

Volver

Volver
a tu piel curtida
a tu gesto huraño,
a tu risa franca
y a tus ojos claros,
a tu imagen tierna
a tu amor contado
a tu tierra hermosa
con su cielo bajo.
Volver
a volver contigo,
y saltar estrellas
con los pies descalzos,
a girar planetas,
a inventarnos astros,
a volvernos niños,
y al amor primario
donde el beso rompe
como ola en el labio.

Tu voz

Tu voz tiene piel, tiene cintura
tiene brazos, tiene hombros tiene espalda,
tiene dedos, luz, temperatura,
toca todas las cuerdas de mi alma.
Conversando de las cosas más triviales
 tu voz relampaguea en mis adentros...
¿qué será cuando tu voz sea la que calle
y todo me lo digas con un beso?

martes, 10 de julio de 2018

De Melones -Capítulo XV- de Maria José

Media hora llevan en la playa esperando a la novia el novio, Don Remigio, que a punto está de que le de una lipotimia vestido hasta los pies con la sotana negra y menos mal que le han ofrecido una banqueta y Enrique lo abanica, los invitados al evento que son escasos pero ruidosos y los de la ambulancia que en vez de estar al tanto de la comitiva nupcial están a los bikinis. Y Julia sin aparecer. Algo ocurre.
A lo lejos por fin se le ve venir.
Va vestida de paisana, qué extraño -piensa Enrique-
Desde unos metros la escucha:
-Ven- y le hace un gesto con la mano para que se acerque.
Enrique desde donde está levanta un poco su muñeca y le señala con un dedo el reloj dándole golpecitos.
-Que vengas- dice Julia dando una patada en la arena.
Enrique arranca el paso.
-Mira Enrique, que no me caso. 
¿...?
-Que no, y te lo digo directamente. Eres muy tacaño ¿no te lo notas? Primero me vienes con un aro de cebolla de anillo de compromiso, encima me vuelves a llamar pato aparato con la de botellas de coca cola que te habré abierto con los piños y que tan bien te venía, y para postre me entero que la alianza la has comprado en el Burriking, eso ha sido la puntilla. ¿qué será lo siguiente? ¿Irnos a Venecia en monopatín? Ah, y si tenía los dientes largos es porque mi madre me daba mucho puré de zanahoria por aquello de que es bueno para la vista y yo era estudiante, de sobra sabes que fue un efecto secundario y que cuando aprobé las oposiciones volvieron a su estado normal.
Eres muy tacaño Enrique, más agarrado que un chotis y eso que aún estamos solteros...así que si es así ahora, cuando llevemos 5 años casados... 
Julia se da la vuelta muy altanera y recorre el camino inverso.
El sacerdote, al ver la escena desde lo lejos se acerca lo más rápido que puede levantándose la sotana con la punta de los dedos para no pisarla.
-¿Qué ocurre hijo mío?-
-Ocurre...que dice que no se casa.
-¿Cómo que no se casa? ¿Qué ha pasado? ¿No tiene vestido? ¿Hay algún inconveniente?
-No es eso Don Remigio, dice que soy un roñoso.
¡¿Y lo eres?!
Y vuelve a por el acetre e hisopo para bendecirlo y espantarle toda roñosería.
Los invitados empiezan a inquietarse, un murmullo generalizado va subiendo de tono mientras Julia, por otro lado, va camino del apartamento cabizbaja.
Enrique sale en pos de ella y la localiza por fin.
-¡Julia! ¡venga muchacha, no te pongas así, tonta!
Julia vuelve la cabeza pero no hace caso y continúa caminando.
De repente escucha un sonido de cristales rotos, se detiene en seco y se gira.
Ve a Enrique con una piedra en la mano que acaba de romper el cristal de un coche, acude de inmediato a su lado y ve como está sacando del coche a un perro que estaba a punto de morir asfixiado allí dentro. Lo coloca en la sombra, le moja el cuerpo con agua fresca que otra persona le ofrece y le da de beber.
Julia lo mira con los ojos llenos de lágrimas y se abraza a Enrique con todas sus fuerzas.
Ya recuerdo por qué te quiero.
¡Hay boda!

💏